La “robapelo” o La que el pelo se llevó

Creo que acabo de encontrar la solución a mi crisis económica y laboral: el tijeretazo. Ya que los políticos no se cortan un pelo en cortar por lo sano en Sanidad, Educación, Investigación y Webón, yo también voy a cortar ¡CABELLERAS!

La inspiración me llegó al leer un artículo de unas argentinas del distrito de Mendoza que andan a la caza de buenas melenas en grupos excelentemente organizados. Operan sin anestesia en tríos, como Los Panchos y tan panchas, agarrando por sorpresa a muchachitas sin bombo y de un tijeretazo les cortan la coleta y se la llevan a la carrera. ¡Ja! ¿Por fetichismo? ¿Por envidia? ¿Por aburrimiento? ¡Por comer! Las robapelo, como las han bautizado en Argentina, venden las pelambreras por unos 500 pesos a peluqueros y estilistas para que fabriquen extensiones a las calvas ricas, a las que Dios les dio dinero pero no buen pelo.

Ristras de pelos recién cortados...

Ristras de pelos recién cortados…

Me parece una salida laboral maravillosa: te pones a la puerta de un ESO y al salir de clase eliges una virgen con la melenita bien largita, así como de 50 a 80 centímetros, la acorralas ofreciéndole cromos de Justin Biber o un biberón, y ¡ras! te llevas el trofeo, que tal y como están las cosas en Europa te puedes sacar unos 100 euracos por coletazo así de fácil. A la chavala ya le crecerá la cabellera, que está en la edad de los estrógenos activos.

Con estas cuatro me saco cuatroquini o más

Con estas cuatro me saco cuatroquini o más

Me puse a reflexionar todo lo que el pelaje da de sí en la economía, y me di cuenta de que llevamos milenios viviendo del pelo ajeno: desde los salvajes que mataban grandes animales totémicos para vestirse con sus pieles, a los matadores de foquitas árticas que venden en forma de abrigos a zorras humanas de pelo teñido, pasando por la versión más light sin muerte de los interfectos como el trasquile de ovejas o A rapa das bestas, que se hace en Galicia a los caballos salvajes. Llevamos milenios dedicados profesionalmente a robar pelos a todas y de todos las especies habidas y por haber. Gracias que ET era calvo, sino lo primero que le hubiera hecho Drew Barrymore era la permanente.

Ese pelo es robado, ET? Ehh, te ahí... Mira que eres fea, gitana...

Ese pelo es robado, ET? Ehh, te ahí… Mira que eres fea, gitana…

Aunque la idea me parece estupenda, yo no me veo camuflada entre las adolescentes con shorts ombligueros, gafas de sol XXL y pañuelaco de pirata a la cabeza, sacando las tijeras profesionales y metiéndole un tajo a la primera desgraciada que se me cruce en el camino verde. Además, me tiembla mucho el pulso y capaz soy de hacerle una escabechina a la cría cortándole las orejas o la yugular. No, no, no… Este curro es de equipo y yo trabajo sola. Tendré que pensar en otra cosa, pero ahí lo dejo por sí algunas estáis pensando en pasaros al lado oscuro de la melena mediterránea.

elvive-mediterraneo-de-loreal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s